¿Se reduce el tamaño de tu vagina por falta de sexo?

Algo bueno debe de tener un período de sequía, ¿no?..
A. DAILY -
¿Se reduce el tamaño de tu vagina por falta de sexo?
¿Se reduce el tamaño de tu vagina por falta de sexo?

Hay cosas que mejoran con el tiempo, como es el caso del vino, o nuestra sabiduría. Y hay cosas a las que el tiempo puede sentarle no tan bien, como ese medio limón que guardas en la nevera desde hace semanas. ¿Pero te has planteado alguna vez si tu vagina también puede sufrir cambios cuando dejas de practicar sexo durante un tiempo? Hay quien dice que la sequía no sólo afecta a su estado de ánimo, sino también puede afectarle físicamente, y en concreto, a su zona más íntima. Bien, según los expertos esta premisa no es del todo cierta.

Así pues, hay personas que presuponen (de forma errónea) lo que le ocurre a aquellas mujeres que tienen una vida sexual menos ajetreada. Piensan que tienen una vagina más pequeña. En cambio se opina sobre aquellas que tienen una vida sexual más activa, que tienen las vaginas más flexibles y grandes.

Si mientras lees esto estás pensando algo similar a “¿estarán leyendo mi mente? ¡Hace semanas que estoy en sequía total!”, tranquila, que del dicho al hecho hay un trecho. Los expertos concluyen sobre este asunto de una forma mucho menos alarmante de lo que estás pensando: los músculos de la vagina son elásticos, y punto. La explicación a todo esto es que los músculos de la vagina se contraen y vuelven a su forma original después de la relación sexual. Así que la sequía no tiene mucho que ver con el tamaño de nuestra zona íntima.

Eso sí, a pesar de que su forma no cambie, en la vida de cualquier mujer sí hay dos momentos cruciales para su parte íntima: tras el parto se produce un pequeño cambio que después de unos meses y trabajo de la musculatura puede volver a la normalidad. Los expertos aseguran que los músculos vaginales pueden tardar hasta seis meses en volver a su tamaño y forma natural, pero lo hacen.

Más:  La importancia de trabajar la musculatura pélvica.

El otro momento crucial se da durante la vejez. Con la edad, el nivel de hormonas disminuye, lo que significa que las paredes vaginales se disipan, se vuelven menos elásticas y por lo tanto, el músculo pierde fuerza. Aunque para esto último existen los ejercicios de Kegel que mejoran la musculatura de esta zona, y no importa la edad que se tenga.
En conclusión, puedes estar tranquila que lo que tienes ahí abajo no se va a cerrar.  Y si durante tus relaciones sexuales sientes que tu vagina se estrecha, probablemente sea porque no estás excitada al máximo o porque no has dedicado suficiente tiempo a los preliminares. Así que ya sabes, ¡usa tu imaginación!

Más: ¿Por qué ya no lubricas como antes?

Te recomendamos

Barcelona: próximo objetivo para el Yoga Run de Solán de Cabras...

Tenis, HIIT, yoga, running… distintos deportes, distintos cuerpos, la misma exigencia...

BUFF® presenta el revolucionario tejido DryFlx®...

El espíritu de la maratón más internacional...

Crean un sistema inteligente de entrenamiento que se adapta a ti. ...