¿Te puedes recuperar de un trastorno alimenticio?

Con fuerza de voluntad y la ayuda de profesionales y familiares, ¡todo es posible!
Women's Health -
¿Te puedes recuperar de un trastorno alimenticio?
¿Te puedes recuperar de un trastorno alimenticio?

Los trastornos alimenticios como la anorexia, la bulimia o los atracones pueden hacer de tu vida un auténtica pesadilla. Muchas veces la fuerza flaquea y parece que no hay luz al final del camino. Pero por suerte, eso no es así.

Muchas mujeres con trastornos de alimentación se recuperan por completo a pesar de los giros, las vueltas y los altibajos que puedan sufrir por el camino. Pero si quieres saber más sobre cómo llegar a la línea de meta de la recuperación o hacer el camino junto a un familiar o amigo, sigue leyendo.

¿Qué causan esos trastorno?
Ser mujer en la cultura occidental moderna es un factor de riesgo que facilita el desarrollo de estos trastornos. La publicidad, los medios de comunicación y la presión que ejerce la industria de la moda pueden pasar factura. Y de la peor de las maneras.

Pero no es el único factor. Cualquier cambio importante en nuestras vidas pueden contribuir a que la persona caiga en problemas de salud. Ya sea en plena adolescencia como en la edad adulta, cuando las mujeres que se recuperan de trastornos pasados pueden recaer. Y es que estos trastornos no surgen solo por una obsesión sobre la imagen y el cuerpo. En realidad, esos son los síntomas. Son las condiciones emocionales y psicológicas las que marcan la diferencia en nuestros hábitos, como admite el psicólogo y director del centro ABB de Andalucía, Claudio Priore.

"Es verdad que algunos trastornos surgen por la adaptación a un conflicto, un trauma psicológico, por las características personales, por experiencias pasadas, una predisposición biológica o por factores precipitantes que hacen que este reloj empiece a funcionar", puntualiza el experto.

Pero, ¿se puede alcanzar una recuperación completo?

"Es cierto que la recuperación y la remisión total es posible", asegura Priore. Y para ello hay que centrarse no sólo en la parte sintomática de este tipo de problemas de salud, sino también en el fondo. En la raíz.

Es cierto que para muchas mujeres, los trastornos de alimentación son un problema temporal, mientras que para otras es una cadena perpetua. Pero la buena noticia es que a pesar de todo, se puede salir de este tipo de trastornos.

Y es que según los expertos, la recuperación completa se alcanza cuando tras un diálogo interno, nos sentimos satisfechas con nosotras mismas. Seguramente, seguirán surgiendo dudas sobre la imagen corporal, pero ya no será el centro del universo.

Es posible que la persona sufra momentos de debilidad y ello se traduzca en recaídas. Por eso, lo mejor en estos casos en no taparse los ojos o mirar hacia otro lado. Hay que buscar ayuda profesional para que controle la evolución del paciente y elabore un tratamiento personalizado. Y si a ello le sumamos una terapia individual, familiar o en pareja, el resultado será mucho mejor. ¡Querer es poder!

Te recomendamos

Mi Empresa Es Saludable presenta la publicación que resume los planes saludables gala...

Perfúmate de la manera más eco...

Tenis, HIIT, yoga, running… distintos deportes, distintos cuerpos, la misma exigencia...

El espíritu de la maratón más internacional...

Crean un sistema inteligente de entrenamiento que se adapta a ti. ...