Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab

Y no te pierdas nuestra receta de cookies.
Women's Health -
Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab
Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab

En África se le conoce como ‘el árbol de la vida’, y con razón. De su pulpa se obtiene de forma natural un polvo de color pálido que posee un alto contenido en vitamina C, hierro y fibra, entre otras muchas propiedades.

En África se le conoce como ‘el árbol de la vida'

El baobab es una especie nativa de las regiones semiáridas del África Subsahariana, que puede alcanzar dimensiones de hasta 30 m de altura y edades comprendidas entre los 1.000 y los 3.000 años. Su fruto, que lleva por nombre ‘bouy’, es también de gran tamaño y tiene una forma muy similar a la del coco. La pulpa se deshidrata de forma natural, ya que durante seis meses el fruto permanece en el árbol expuesto al sol y, cuando se abre, se tamiza la pulpa ya seca y se obtiene así, de forma natural, su preciado polvo.

En África su consumo está muy extendido, especialmente en niños, ancianos y embarazadas. Una de las razones es que se trata de una fuente importante de calcio (más que la leche), magnesio, potasio y vitamina B6. Además, gracias a su contenido en vitamina C, fortalece nuestro sistema inmunitario y protege nuestras células del daño oxidativo, haciendo que nuestra piel luzca más radiante. Y por si eso fuera poco, también contribuye a la formación de colágeno para el funcionamiento normal de vasos sanguíneos, huesos, cartílagos, encías... ¿Algo más? Sí, ayuda a disminuir el cansancio y la fatiga y, debido a la fibra que posee, provoca la sensación de saciedad, lo que lo hace muy recomendable en las dietas de adelgazamiento.

Vitamina C: 100 gramos de producto tienen 500 mg, 10 veces más que la naranja.

Publicidad

En versión cookies

Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab

Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab

Preparación: 25 minutos | Unidades: 10/12 galletas

Ingredientes:

150 g de almendras crudas

225 g de copos avena

75 g de semillas de lino

2 cdas. de polvo baobab

1 cda. de canela en polvo

1 ½ cda. de levadura

1 pellizco de sal

200 g de mantequilla de almendra

3 cdas. de aceite de coco derretido

80 ml de sirope de arce

2 cdas. de vainilla

1 huevo chocolate en chips (opcional)

ELABORACIÓN:

  1. Lo primero es precalentar el horno a 180 grados.

  2. Mientras adquiere la temperatura adecuada, en un procesador de comida tritura las almendras hasta que estén bien deshechas. Añade entonces los copos de avena y remueve todo muy bien hasta que se forme una masa fina.

  3. En un bol mezcla la masa obtenida con las semillas de lino, el polvo de baobab, la canela, la levadura y la sal.

  4. En otro recipiente mezcla bien la mantequilla de almendra, el aceite de coco, el sirope de arce, la vainilla y el huevo.

  5. Remueve la masa con los ingredientes de los dos boles.

  6. Añade las pepitas de chocolate.

  7. Haz bolas de masa con las manos, aplástalas y colócalas en una bandeja de horno cubierta con papel de hornear. Deja que cuezan a 180 grados unos 10-12 minutos hasta que estén doradas.

  8. Acompáñalas de un té verde, rico en antioxidantes, y será un desayuno ideal.

Publicidad

Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab

Cocina con un ingrediente secreto: hoy, baobab

Helene Svedin y María Heras firman esta sección de WH. Unidas por una misma pasión, la vida sana, están detrás del blog Epikmind.com, que reúne recetas fáciles y sanas elaboradas con producto local y de temporada. En su bitácora comparten, además, sus lugares favoritos de distintas ciudades del mundo.

Publicidad
También te puede interesar

Una planta que te ayuda a combatir el estrés y la fatiga pero que, además, te proporciona energía y resistencia. ¡No puedes dejar de probar este superalimento!

Te recomendamos

Las jugadoras se proclamaron campeonas de la Copa Libertadores....

Perfúmate de la manera más eco...

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Tenis, HIIT, yoga, running… distintos deportes, distintos cuerpos, la misma exigencia...

El espíritu de la maratón más internacional...