Cómo circular en patinete eléctrico (de forma responsable)

Los cinco puntos clave de una movilidad aún sin reglamento
Patricia Cantalejo -
Cómo circular en patinete eléctrico (de forma responsable)
Cómo circular en patinete eléctrico (de forma responsable)

Va a ser el regalo estrella de estas Navidades. Amazon estima que se dispararán sus ventas ¡¡un 200%!! Los distintos Ayuntamientos aún no tienen muy claro cómo regular su circulación y la mismísima DGT estudia que algunos de ellos tengan hasta que matricularse. Con este panorama, consultamos cómo usarlos de manera responsable a Bird, la empresa de patinetes eléctricos compartidos que está en más de 120 países.

Para empezar, debes distinguir el vehículo eléctrico según sus características. No te pierdas nuestra galería de fotos, porque te explicamos las diferencias entre los denominados juguetes, los vehículos de movilidad personal, las eBici o las denominadas L1e.

Vamos a centrarnos en los patinetes eléctricos (están dentro de los vehículos de movilidad personal):

Publicidad

1.- El casco

No es obligatorio, pero sí muy recomendable.

2.- Manos en el manillar

Es obligatorio llevar las dos manos en el manillar para un mejor control. Obviamente, debes evitar usar tu móvil.

3.- La acera es para los peatones

Este es el punto clave de todo el debate de la movilidad en estos momentos. En algunas ciudades todavía no se ha regulado su uso. En otras, se permite el uso de las aceras, mientras que en otras normativas está prohibido (o lo va a estar). Mejor circula por el carril bici. En Madrid, por ejemplo, también puedes circular por aquellas calles que tengan un límite de velocidad de 30 km/h (excepto por el carril bus).

4.- La velocidad

El máximo se fija en 30 km/h. Es la velocidad máxima, recuerda que debes circular a la velocidad adecuada a la vía, al tráfico y a tu experiencia.

5.- El aparcamiento

Una de las cuestiones que está generando más debate social es cómo y dónde deben aparcar los patinetes. Una vez más, lo más probable es que la norma no sea homogénea en todas las ciudades españolas cuando regulen el uso del patinete en sus ordenanzas municipales de movilidad. Pero lo que nunca podrá fallar es el sentido común: jamás se debe aparcar un patinete donde suponga un obstáculo para los peatones u otros vehículos. Esto es especialmente importante en el caso de las aceras: es obligación de todos mantenerlas limpias y seguras. En ciudades como Madrid, la nueva Ordenanza de Movilidad permite estacionar los patinetes en las reservas de motos y aparcabicis, así como en cualquier banda de estacionamiento donde esté permitido aparcar. También, excepcionalmente, en aceras de más de 3 metros que no hayan sido declaradas de ‘especial protección para el peatón’

Publicidad
También te puede interesar

¿Padeces el síndrome de ira al volante?

Te recomendamos

Las jugadoras se proclamaron campeonas de la Copa Libertadores....

Perfúmate de la manera más eco...

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Tenis, HIIT, yoga, running… distintos deportes, distintos cuerpos, la misma exigencia...

El espíritu de la maratón más internacional...