El círculo de la vida de tus prendas deportivas

Descubre su esperanza de vida y cómo debes cuidarlas para que duren más
María Gijón -
El círculo de la vida de tus prendas deportivas
El círculo de la vida de tus prendas deportivas

¿Ese sujetador con el que sales a correr ya no hace honor a su nombre? ¿Sientes que tus mallas favoritas ya no te quedan como antes? Échale la culpa a lavadora... y aprende a mimar tu ropa sporty para que dure... y dure y dure.


Esperanza de vida (De seis meses a un año)
Están diseñadas para mejorar la circulación sanguínea durante el ejercicio. Además, son perfectas para ayudar a los músculos y articulaciones a recuperarse tras la sesión.

¿Cuándo decirles adiós?
Cuando llevas este tipo de prendas debes notarlas. Recuerda: su función es apretar. Si ves que son fáciles de poner, ¡alerta! Eso significa que sus fibras se han desgastado y, por lo tanto, ya no hace su labor.

Haz que duren
Lávalas después de cada (sí, de cada) uso, ya que los aceites corporales y la suciedad repercuten en las fibras compresivas. Nunca las pongas en la secadora y evita escurrirlas.


Esperanza de vida: Un año máximo (incluso menos si entrenas a full).
Utiliza un sujetador específico según el impacto del deporte ¡Nada de correr con el sujetador de yoga!

¿Cuándo decirles adiós?
La gravedad, los movimientos de impacto, el sudor… Estos factores juegan en contra de su elasticidad. Cuando empiece a rozarte, despídete.

Haz que duren
Lavarlos a mano sería lo ideal. Si no, abróchalos siempre antes de meterlos en la lavadora.

Más: Top 9: los mejores sujetadores deportivos


Esperanza de vida: (De seis meses a dos años)
Los productos químicos de las piscinas afectan a sus tejidos haciendo que pierdan su forma.

¿Cuándo decirles adiós?
En cuanto haya descomposición de fibras y empiece a quedarte holgado… ¡A la basura!

Haz que duren
Al salir de la piscina, enjuágalos en la ducha para quitarles el cloro. Escurre el exceso de agua y evita la secadora.

Más: Bañandores para las más rápidas


Esperanza de vida: (De uno a tres años)
Absorben el sudor y protegen al pie del roce con las zapatillas. Si están gastados, pueden provocar que te salgan las
temidas ampollas.

¿Cuándo decirles adiós?
Cuando la tela se dé de sí, tíralos, no dejes que se lleguen a romper.

Haz que duren
Llévalos solo durante tus entrenos. En la secadora, pon una temperatura intermedia.


Esperanza de vida: (Más de cinco años)
Transpirables, cómodas y ligeras, están realizadas con tejidos que aíslan el sudor y regulan la temperatura corporal. Además, están químicamente diseñadas para durar más de 25 lavados.

¿Cuándo decirles adiós?
Son muy duraderas, pero poco a poco resultarán menos eficaces secando el sudor.

Haz que duren
Sigue a rajatabla las instrucciones que figuran en la etiqueta.

Más: 4 mayas que querrás tener, sí o sí


Esperanza de vida: (Más de cinco años)
Este imprescindible de toda runner protege de la lluvia y el frío, bloquea la humedad y, al ser transpirable, evita que el sudor se quede atrapado entre sus tejidos.

¿Cuándo decirles adiós?
Tu chaqueta debe pasar a mejor vida cuando ya no te proteja de la humedad y desprenda mal olor a pesar de estar limpia.

Haz que duren
Si no tiene suciedad, no la laves más de dos veces al año, así mantendrás el acabado químico intacto. Por último, sécala con calor, ya que reactiva su capacidad de repeler la humedad.

Te recomendamos

Barcelona: próximo objetivo para el Yoga Run de Solán de Cabras...

Tenis, HIIT, yoga, running… distintos deportes, distintos cuerpos, la misma exigencia...

BUFF® presenta el revolucionario tejido DryFlx®...

El espíritu de la maratón más internacional...

Crean un sistema inteligente de entrenamiento que se adapta a ti. ...