¿Vas de cabeza con el sol?

Cómo evitar el "pelo frito" en verano: cuidados capilares para la playa
Virginia Lombraña -
¿Vas de cabeza con el sol?
¿Vas de cabeza con el sol?

El sol afecta a la estructura del cabello

Pues salvo que quieras sufrir el pelo frito en toda su literalidad, cuando expongas tu melena a los rayos vaporízate antes un fotoprotector… para el cabello.

Ponerse un sombrero en verano es algo más que un gesto de coquetería, se convierte en una necesidad, al menos en los países mediterráneos. Pero si no te ves con este complemento, cuando llegue el periodo estival incorpora un nuevo gesto a tu rutina de belleza diaria: extiende sobre el pelo un producto capilar con SPF ¡todos los días, vayas o no a la playa!

Por si no lo sabías, la radiación ultravioleta afecta a la estructura del cabello, destruye su pigmento natural (la melanina) y lo vuelve más frágil, como apunta Rita Rodrigues, dermatóloga de Grupo Pedro Jaén. “La exposición solar altera las proteínas, aminoácidos y los lípidos del pelo y le proporciona un aspecto opaco, seco y deslustrado. Además, desprovisto de lípidos intactos sufre electricidad estática, pierde manejabilidad y resistencia, lo que explica que se rompa con mayor facilidad ante el peinado y la fricción”. ¿Conclusión? Si quieres seguir presumiendo de pelazo después del verano, tómatelo muy en serio y actúa en tres frentes:

El sol afecta a la estructura del cabello

Publicidad

Tres pasos para salvar tu pelo

Primero, “utiliza un fotoprotector capilar con filtros solares –recomienda la estilista capilar Mamen Almela–, que actúan como una barrera frente a los rayos UVA, UVB y la radiación visible y evitan la formación de radicales libres, que afectan a la cutícula del cabello y lo debilitan”. Elige una fórmula que no añada peso al cabello; las que incorporan, por ejemplo, aceite de semillas de girasol (con alto contenido en polifenoles, proteínas y minerales), neutralizan los daños.

En segundo lugar, con el cabello ya limpio, repáralo en profundidad. Rodrigues aconseja realizar lavados frecuentes, pero utilizando champús suaves de uso diario y con menor capacidad detergente para evitar eliminar el manto lipídico del cuero cabelludo, que es el responsable de mantener su lubricación y la del pelo. “Igualmente, conviene utilizar productos after sun, que consistirán, básicamente, en champús de efecto detox y acondicionadores profundos, por lo menos una vez a la semana, dejando actuar el producto el mayor tiempo posible. El calor del sol ayudará a abrir la cutícula, permitiendo que el acondicionador penetre mejor. También son esenciales los aceites, para suavizar y reparar las puntas y se pueden aplicar con el cabello húmedo o seco”, señala la dermatóloga.

Y, por último, aficiónate a los tratamientos de hidratación capilar, pues el cuero cabelludo expuesto al sol se irrita y presenta tirantez. Además, el pelo, al perder lípidos, se vuelve más poroso. Pero no solo eso, los rayos atacan los aminoácidos y aclaran el cabello, tanto natural como tintado. Según explica Almela, “el color se oxida porque el sol lo decolora y de ahí que aparezcan esas tonalidades pajizas y anaranjadas tan feas”. El director de los centros de peluquería Toni&Guy y peluquero José Boix señala, además, la importancia de contar en esta última etapa con fórmulas altamente nutritivas de efecto redensificante: “Estos tratamientos corporizan la fibra capilar y refuerzan la resistencia del folículo piloso”.

Tres pasos para salvar tu pelo

Publicidad

Más vale prevenir

Si vas siempre a lo fácil y no eres muy constante en los cuidados capilares, hay un protocolo en cabina –necesitarás tres horas para hacértelo– que te solucionará mucho la vida: Therapy Reconstructor. Es un chute de hidratación, sin sulfatos ni agentes químicos, que elimina el encrespamiento, restaura la fibra y deja un pelo sedoso y brillante. ¿Sus ingredientes? 21 aminoácidos que necesita el cabello. Y, lo mejor, sus resultados duran hasta cinco meses (en Le Due Salon).

Más vale prevenir

Publicidad

Antes de tomar el sol

1/ ‘Solar Helio Spray’, de System Professional (28,50 €). Tratamiento sin aclarado que protege e hidrata el cabello y el cuello cabelludo.

2/ ‘Bain Après-Soleil’, de Kérastase (19,95 €). Formulado con filtros que absorben los rayos ultravioleta y reducen el efecto de la fotodegradación. Además, contiene ceramidas, que reconstruyen la fibra.

Antes de tomar el sol

Publicidad

Mientras tomas el sol

1/ ‘Phytoplage Huile Protectrice’, de Phyto (20 €). Cóctel de ingredientes vegetales para proteger el pelo y mantener su brillo.

2/ ‘Sun Care Protective Hair Veil’, de Aveda (25 €). Fórmula resistente al agua que crea una película invisible y protege al cabello durante 16 horas, reduciendo la decoloración y la sequedad.

Mientras tomas el sol

Publicidad

Después de tomar el sol

1/ ‘Soleil Crème’, de La Biosthetique (19 €). Cuidado solar dos en uno, que incorpora filtro UV, y protege y restaura el cabello castigado por el sol.

2/ ‘Ultrabrilliant Sublime Gold Lotion’, de Miriam Quevedo (41 €). Loción antioxidante con oro micronizado que repara la fibra capilar y el cuero cabelludo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: DECÁLOGO PARA UN PELO SANO EN VERANO

Después de tomar el sol

Publicidad
Te recomendamos

La verdura desintoxicante para tomar en cualquier momento y lugar...

Que las agujetas no te paren...

Las nuevas Nike Air Zoom Pegasus 35 te descubren el Zen Running...

Descubre si tu crema solar aguanta tus entrenamientos...