8 trucos para aplicar tu base de maquillaje

¡Consigue una tez perfecta en un abrir y cerrar de ojos!
KRISTINA BORNHOLTZ -
8 trucos para aplicar tu base de maquillaje
8 trucos para aplicar tu base de maquillaje

Las eternas olvidadas, las bases de maquillaje. Se trata, quizás, de una de las partes más aburridas del make up, a la que no se le dedican miles de tutoriales, pero sin embargo es uno de los pasos esenciales para lucir buena cara, entonces ¿por qué descuidamos tanto este paso?

Para que saques el mayor partido a tu piel te damos 8 trucos esenciales para que mejores tu relación con las bases de maquillaje:

 

1. Prueba hasta que encuentres el tono perfecto

Encontrar la que se adapte al color de tu piel puede parecer misión imposible, pero más bien es una cuestión de práctica, de ir probando muchas hasta que encuentres la idónea. Los expertos recomiendan seleccionar tres tonalidades que creas que te puedan favorecer y aplicarlas en la zona de la mandíbula para probarlas, en vez de hacerlo en la mano que es donde solemos hacerlo. De esta forma podrás elegir la que mejor se adapte al tono real de tu cara ¡no el de tu mano!

2. Ten siempre a mano tus dos tonalidades estrella
La piel varia constantemente, en invierno será más blanca y tiende a tener más rojeces, y en verano estará más bronceada, por eso, es siempre recomendable tener dos bases “de cabecera”, de esas que sabes que te funcionarán los 365 días del año. Además, es muy probable que en cualquier estación necesites una tonalidad un poquito más oscura para la frente y otra más clarita para la mandíbula, ya que el sol no incide de la misma forma en estas zonas.

3. Adapta el maquillaje a tu tipo de piel
Para escoger bien, lo primero que tienes que saber es cómo es tu piel: seca, grasa o mixta. Por ejemplo, si la tienes grasa deberás escoger un maquillaje libre de aceites, y siempre será mejor optar por los productos en crema o polvo, cómo el producto Vitalumière de Chanel, un fondo de maquillaje en polvos sueltos. Si necesitas una dosis extra de hidratación deberás dársela con make up líquido, que contenga elementos emolientes como el karité. Un ejemplo de base de maquillaje con buena cobertura pero sin efecto máscara, es Teint Haute Tenue, el nuevo producto de Clarins. Una base duradera y muy luminosa.

4. Haz de la brocha tu mejor aliada
A veces olvidamos lo importante que es, y la verdad es que sin buenos instrumentos la tez tampoco lucirá perfecta al 100%. Además, debes recordar que no todas las partes de tu cara necesitan la misma cantidad de producto, y con una buena brocha podrás repartirlo de la forma adecuada. Según el resultado que quieres conseguir puedes optar por una esponja o una brocha; para un acabado más natural, la esponja de QVS es ideal (6,25€) ya que con poco producto podrás cubrir toda la cara, y para un resultado más profesional la brocha de QVS fabricada con cerdas de nilón te ofrecerá un control total (6,25€).

5. Aplica la técnica del punteado
Si te maquillas con bases líquidas, para no excederte y que no te quede un “efecto máscara” es mucho mejor que uses la técnica del punteo, algo tan sencillo como aplicarlo a pequeños puntitos, de manera que lo vayas difuminando tal como lo necesites. El make up se fundirá con tu piel y conseguirás un acabado perfecto.
 
6. El producto ¡hacia abajo!
Uno de los errores más comunes es ir emborronando sin ton ni son, de lado a lado o hacia arriba y abajo, ya que así nos da la sensación de que repartimos mejor el maquillaje. Realmente lo que hay que hacer es deslizarlo hacia abajo, ya que si lo llevas hacia arriba sólo consigues llenar tus y que estos destaquen mucho más de lo deseado.

7. Empieza por el medio
Es recomendable empezar a aplicar la base en la famosa Zona T, frente y nariz, ya que suele ser la parte donde se acumulan más rojeces, y por tanto, la que necesita una mayor cobertura. Para el resto de la cara aplica un poco de producto en la barbilla y en las mejillas ¡Lograrás un acabado profesional!

8. ¡Los polvos sólo en la Zona T!
Para evitar el “efecto máscara” del que hablábamos lo mejor que puedes hacer es reservar los polvos sólo para la Zona T, ya que es la más grasa, a la que hay que conseguir dar un acabado mate. De este modo lograrás uno de los efectos más deseados: que parezca que no vas maquillada, así tu look será mucho más natural.

MÁS: Los 5 errores ‘make up’ más comunes y cómo solucionarlos

Te recomendamos

Barcelona: próximo objetivo para el Yoga Run de Solán de Cabras...

Tenis, HIIT, yoga, running… distintos deportes, distintos cuerpos, la misma exigencia...

BUFF® presenta el revolucionario tejido DryFlx®...

El espíritu de la maratón más internacional...

Crean un sistema inteligente de entrenamiento que se adapta a ti. ...

Descubre el primer yogur vegetal de almendra con sello vegano...