Gira tu pantalla para ver la web de Women´s Health

Simidele Adeagbo, la atleta africana imparable

Se quedó a punto de ir a las olimpiadas en atletismo y 8 años después vuelve con un trineo.
Publicado por Patricia Cantalejo
Votar
0 votos
Simidele Adeagbo, la atleta africana imparable
Simidele Adeagbo, la atleta africana imparable

Simidele Adeagbo es una atleta profesional, que se quedó a las puertas de las Olimpiadas, que se retiró hace 8 años y que nunca había visto un trineo… Ahora, tan sólo un año entrenando y con 36 años, cambia completamente su vida y está a punto de convertirse en olímpica con el equipo africano de skeleton.

Esta atleta nigeriana no era ni mucho menos el prototipo de deportista para el skeleton: un deporte de descenso en trineo por una pista de hielo, bocabajo y a más de 120 km/h. Ni siquiera tiene un entrenador propio: de su época como campeona del All American de la NCAA y como plumarquista de triple salto de la Universidad de Kentucky conservaba un sprint demoledor y una gran potencia… su fuerte son los 30 primeros metros donde debes correr tan rápido arrastrando el trineo antes de lanzarse. Sin embargo, como ella misma comenta, la pista tiene 1.600 metros y le quedan otros 50 segundos que trabajar. TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EMPEZAR UN NUEVO ENTRENAMIENTO A LOS 40

Adeagbo pasa mucho tiempo en el gimnasio haciendo levantamientos olímpicos (cargadas y arrancadas), pliometría (movimientos de saltos explosivos con variaciones en saltos a la caja), esprints y ejercicios de fortalecimiento del torso. Para imitar que empuja su pesado trineo, utiliza una gran caja con pesas encima. «Se trata de aumentar la explosividad y la velocidad en la salida, y de ser más fuerte y rápida en general», aclara. «Cuando me retiré del atletismo, no esperaba tener una segunda oportunidad para participar Olimpiadas, y nunca me habría planteado ser una atleta olímpica en los Juegos de Invierno —declara—. Pero cuando vi el artículo sobre las pilotos de bobsled, no solo me sentí inspirada por mi sueño olímpico personal, sino también por el significado de lo que estaban intentando conseguir», asegura.

Su logro va más allá de su objetivo personal y del nuevo deporte que practica: «En definitiva, para mí, se trata de derribar barreras en los deportes de invierno. Se trata de hacer historia y de dejar un legado. Se trata de que el deporte avance —afirma—. Y eso tiene mucha más importancia del simple hecho de que yo sea deportista olímpica». 

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.