Gira tu pantalla para ver la web de Women´s Health

Conserva tu postura cuando te desplaces por la ciudad

Coche, autobús, metro... que tu próxima parada no sea el dolor de espalda
Women's Health , 26-05-2017

COCHE

COCHE

EN EL COCHE

Asiento.
“Ajústalo para que te permita ver la carretera teniendo los ojos más o menos a la altura del parabrisas”, explica Francesc Sucarrats, fisioterapeuta y osteópata de l’Estudi Vic.
Manos.
Sobre el volante, tus manos deben marcar las 10:10 horas. Comprueba que al estirar los brazos tus muñecas quedan niveladas con la parte superior del volante (si no, modifica la distancia de tu asiento).
Cabeza.
Que descanse en el apoyacabezas. Así, en el caso de frenazo brusco, evitarás el temido latigazo cervical.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EJERCICIOS PARA MEJORAR TU POSTURA CORPORAL

COCHE

EN EL COCHE

Asiento.
“Ajústalo para que te permita ver la carretera teniendo los ojos más o menos a la altura del parabrisas”, explica Francesc Sucarrats, fisioterapeuta y osteópata de l’Estudi Vic.
Manos.
Sobre el volante, tus manos deben marcar las 10:10 horas. Comprueba que al estirar los brazos tus muñecas quedan niveladas con la parte superior del volante (si no, modifica la distancia de tu asiento).
Cabeza.
Que descanse en el apoyacabezas. Así, en el caso de frenazo brusco, evitarás el temido latigazo cervical.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EJERCICIOS PARA MEJORAR TU POSTURA CORPORAL


BUS

EN EL BUS
Sentada.
Coloca el trasero hacia atrás hasta que formes un ángulo de 90° con los pies planos en el suelo. Sucarrats recomienda que no te sientes de lado, ya que estarías provocando torsiones innecesarias en tu columna.

De pie.
Levanta los talones cinco veces cada cinco minutos para favorecer la circulación.

No pierdas la cabeza.
Evita pasarte todo el trayecto inclinada para ver el móvil o leer. Cada cinco minutos, estira el cuello y mira al frente.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: FIRMES. CÓMO CAMINAR ERGUIDA


EN EL METRO

EN EL METRO

Barra.
Simplemente, sujétala. Si te apoyas en exceso, añades una presión extra a tus talones y eso no es bueno para tu columna y pelvis. Pssst, pssst, recuerda los gérmenes que tiene la barra; ¡dejarás de abrazarla!

Posición del sheriff.
Separa ligeramente tus pies para repartir todo el peso corporal entre ambas piernas, tal y como recomienda nuestro experto.

¿Cargada?
Deja tus bolsas pesadas entre tus pies. Llevar cargas excesivas durante mucho tiempo puede provocar lesiones en la espalda y sobrecargar los hombros. Eso sí, no las pierdas de vista ni un segundo


Next

Te recomendamos

Llega la nueva Women’s Health: ¡¡con Marta Hazas!!

En el número de junio te enseñamos a “desconectarte para conectar”...

Pásate a los circuitos de alta intensidad: quemagrasas contrarreloj

Más eficaces, más rápidos y, por si fuera poco, puedes realizarlos en cualquier momen...

Bikinis para las mujeres deportistas

Mix&Match: diseña el bikini capaz de seguir tu estilo de vida...

¿Qué le dirías a tu yo futuro?

New Balance crea Cartas a mi Yo futuro...

Amor por lo Eco

Quién dijo que lo Eco no era asequible...

Lo que tu cuerpo necesita después de entrenar

Recupérate de tu entrenamiento de forma rápida ayudando a restablecer los niveles de ...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.