Gira tu pantalla para ver la web de Women´s Health

Empezar un nuevo entrenamiento a los 30

Has superado la barrera de los veintitantos, ¿y qué?
María Gijón , 17-10-2017

Con más confianza

Con más confianza

Has superado la barrera de los veintitantos, ¿y qué? No ha sido tan dramático como te imaginabas. De hecho, te sientes mejor que nunca. Incluso ahora no entiendes cómo te podía preocupar tanto lo que pensaban tus compañeros de trabajo, cómo vestirte en las cenas familiares o lo mal que te miraba tu vecina. Pero no solo has conseguido coger las riendas de tu mente, también tienes dominado tu cuerpo: “A los 30 años las capacidades intelectuales y físicas están en su punto más álgido, ¡por no hablar del potente autoconocimiento que se tiene!”, explica el entrenador personal Fito Florensa, director técnico de KOA Center.

Dicho esto, te avisamos de que a partir de este momento tu metabolismo irá disminuyendo revoluciones pero, entre nosotras, esta decadencia está más relacionada con la cantidad de masa muscular que con la edad, por lo tanto, puedes llegar a revertir la situación con ejercicio.

La lista de disciplinas que recomienda nuestro experto va desde actividades al aire libre –como el running y el triatlón– a métodos interválicos de alta intensidad –como el HIIT o el Tabata–, pasando por deportes más explosivos, como el voleibol o el tenis.

“Elige la que más te guste, disfruta y canaliza el estrés. ¡Incluso puedes experimentar cierto riesgo! Estás preparada para todo”, añade. Eso sí, sentido común y paciencia ante todo, no te creas una Muguruza si la última vez que corriste fue haciendo el test de Cooper en el cole. TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR CÓMO VOLVER A CORRER DESPUÉS DE UN LARGO BREAK

“Ten en cuenta que el sedentarismo puede haberte pasado factura, quizás tienes más grasa de la que deberías, sufres acortamientos musculares y articulares o tu corazón está poco entrenado. Así que evalúa tu punto de partida antes de correr riesgos”, recomienda Florensa.

BEBÉ A BORDO

Si te has estrenado como madre (las españolas lo hacen a la edad media de 31,89 años, según el Instituto Nacional de Estadística), deberás adaptar tus sesiones de deporte, pero nunca aparcarlas (a no ser que sea una recomendación médica). Sí, ya lo sabemos, no tienes tiempo ni para prepararte el sándwich que te vas a comer de pie y a toda velocidad, pero debes esforzarte en encontrar el hueco para mimarte.

No te pierdas la siguiente historia que te inspirará y mucho: 

Con más confianza

Has superado la barrera de los veintitantos, ¿y qué? No ha sido tan dramático como te imaginabas. De hecho, te sientes mejor que nunca. Incluso ahora no entiendes cómo te podía preocupar tanto lo que pensaban tus compañeros de trabajo, cómo vestirte en las cenas familiares o lo mal que te miraba tu vecina. Pero no solo has conseguido coger las riendas de tu mente, también tienes dominado tu cuerpo: “A los 30 años las capacidades intelectuales y físicas están en su punto más álgido, ¡por no hablar del potente autoconocimiento que se tiene!”, explica el entrenador personal Fito Florensa, director técnico de KOA Center.

Dicho esto, te avisamos de que a partir de este momento tu metabolismo irá disminuyendo revoluciones pero, entre nosotras, esta decadencia está más relacionada con la cantidad de masa muscular que con la edad, por lo tanto, puedes llegar a revertir la situación con ejercicio.

La lista de disciplinas que recomienda nuestro experto va desde actividades al aire libre –como el running y el triatlón– a métodos interválicos de alta intensidad –como el HIIT o el Tabata–, pasando por deportes más explosivos, como el voleibol o el tenis.

“Elige la que más te guste, disfruta y canaliza el estrés. ¡Incluso puedes experimentar cierto riesgo! Estás preparada para todo”, añade. Eso sí, sentido común y paciencia ante todo, no te creas una Muguruza si la última vez que corriste fue haciendo el test de Cooper en el cole. TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR CÓMO VOLVER A CORRER DESPUÉS DE UN LARGO BREAK

“Ten en cuenta que el sedentarismo puede haberte pasado factura, quizás tienes más grasa de la que deberías, sufres acortamientos musculares y articulares o tu corazón está poco entrenado. Así que evalúa tu punto de partida antes de correr riesgos”, recomienda Florensa.

BEBÉ A BORDO

Si te has estrenado como madre (las españolas lo hacen a la edad media de 31,89 años, según el Instituto Nacional de Estadística), deberás adaptar tus sesiones de deporte, pero nunca aparcarlas (a no ser que sea una recomendación médica). Sí, ya lo sabemos, no tienes tiempo ni para prepararte el sándwich que te vas a comer de pie y a toda velocidad, pero debes esforzarte en encontrar el hueco para mimarte.

No te pierdas la siguiente historia que te inspirará y mucho: 


Campeona de Muay Thai con 35 años

Lucía Martínez

Campeona de Muay Thai de Andalucía (2016, 2017) y de España (2016). Campeona de K1 de Andalucía (2016) y subcampeona de España (2016).

35 años, empezó con 32.


Los deportes de contacto golpearon por casualidad su rutina: “Hacía CrossFit de forma amateur en el gimnasio y, un día que faltó el coach, en vez de irme a casa, decidí meterme en una sesión de Muay Thai”, explica. “Me enganchó enseguida, salía de clase muy relajada y con la sensación de estar aprendiendo algo nuevo”, dice. A lo que rápidamente añade: “Sabía que los primeros meses era el lastre del grupo, era técnicamente nula, pero a pesar de ello estaba motivadísima”.

Después de tres años de práctica y de alzarse con victorias autonómicas y nacionales en la categoría de -60 kg, confiesa que todavía se siente entre las cuerdas cuando piensa en la edad: “Si me toca enfrentarme en el ring a alguien muy joven –la mayoría de chicas que compiten tienen entre 20-26 años–, me da mucho respeto, sobre todo por el fondo físico, que es mi asignatura pendiente. Me preocupa quedarme atrás, pero también es un aliciente para dar más de mí misma”.

Al preguntarle qué le diría a aquellas que piensan que el deporte tiene fecha de caducidad, no se lo piensa dos veces: “Es cierto que con la juventud, se tienen mejores condiciones físicas, pero los años aportan esa madurez que te permite tomar tus propias decisiones y escoger el deporte que te ayude a desconectar. Precisamente, yo he conseguido mi mejor forma física y mental a los 35 años, gracias a sumergirme en este mundo”, cuenta.

Al principio tuvo que encajar todo tipo de críticas fomentadas por los prejuicios que envuelven estas disciplinas: “Mi entorno me decía que estaba loca, pero con el tiempo sus temores se convirtieron en apoyo. ¡Incluso he conseguido que muchas amigas se animen a entrenar conmigo!”.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: LAS PRUEBAS MÉDICAS QUE DEBES HACERTE SEGÚN TU EDAD


Next

Te recomendamos

Una cena en casa también puede ser gourmet

Una buena materia prima es sinónimo de éxito....

Tú marcas las reglas, el evento más ‘íntimo’ de WH

¿Y si fuera posible olvidarse de las molestias de la menstruación y además tener meno...

Suunto persenta el Spartan Trainer Wrist HR

Un versátil reloj GPS ideal para mujeres deportistas...

Encuentra tu sujetador perfecto

Cómo el sujetador deportivo ha escrito nuevas reglas de juego...

La revolución post deporte

San Miguel 0,0 Isotónica revoluciona una de las asignaturas pendientes de las deporti...

Amor por lo Eco

Quién dijo que lo Eco no era asequible...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.