Gira tu pantalla para ver la web de Women´s Health

Encuentra tu sujetador perfecto

Cómo el sujetador deportivo ha escrito nuevas reglas de juego
Votar
1 votos
Encuentra tu sujetador perfecto
Encuentra tu sujetador perfecto
WH para Decathlon

Libertad de movimientos: sujeta no atada

Las mujeres ya usaban sujetadores por el 2.000 a.C, pero hasta 1907 no se inventó el sujetador más o menos como lo conocemos en la actualidad. Durante años las mujeres fueron adaptándose a esta nueva prenda, aunque no terminaba de ser adecuado para todas las acitividades . ¿Sabías que en los Juegos Olímpicos de Londres del año 1948 la promesa del atletismo femenino –la saltadora de altura Dorothy Tyler-Odam- perdió la medalla de oro porque se le rompió el tirante del sujetador?

Era necesaria una prenda que estuviera a la altura de los logros de las mujeres en la vida y en el deporte, y se consiguió con la llegada del top deportivo.

Más rápida, más alta, más fuerte… más top

Ahora estar saludable es el verdadero objetivo. El top deportivo no debe ser solo una prenda estética o cómoda. Evita lesiones, protege el pecho, eleva la autoestima y –cómo no- ayuda a la mujer a superarse a sí misma.

Las glándulas mamarias tienen más movilidad que otros órganos y apenas tienen sujeción natural. Cuando haces deporte, tu pecho puede sufrir oscilaciones de hasta 21 centímetros de arriba-abajo, laterales e incluso de dentro hacia afuera. Por si no lo sabes, una distensión en los ligamentos de Cooper que sujetan esta zona es irreversible: el pecho no volverá a su estado original.

Como nos explica desde Decathlon Marta Pérez de la Blanca, “un mal tallaje o un mal ajuste de los tirantes puede provocar irritaciones o lesiones en los músculos supraespinoso, deltoides y/o trapecio”.

¿Cómo elegir el sujetador que más te conviene?

Al igual que a ninguna mujer se le ocurre salir a correr sin zapatillas, solo el 30% lleva el top adecuado. Hablamos con Marta Pérez de la Blanca, de Decathlon: “El sujetador deportivo no debe ser una opción para una deportista, sino un elemento más para su entrenamiento”.

“Las características principales que debe presentar un sujetador deportivo son sujeción, comodidad y transpirabilidad. Según que deporte practiquemos, el impacto que genera esta actividad en el pecho puede ser perjudicial si no tenemos en cuenta la morfología y la composición de la prenda deportiva. Es fundamental saber elegir y diferenciar un buen sujetador deportivo adaptado a las actividad que realicemos”, nos explica.

Tags:
Te recomendamos

Los beneficios del yoga no son solo para nuestro cuerpo, también para la mente...

¡Fuera mitos! Queremos que destierres los mitos en torno a esta disciplina...

Descubre las ventajas de practicar el Ashtanga Vinyasa Yoga...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.